• Una forma distinta de tomar esta rica verdura, y más si estamos en temporada. Se convertirán en un buen acompañamiento de nuestros platos de carnes a la plancha , brasas o cocidas.
  • 1 kg de alcachofas
  • Azucar
  • Miel
  • 2 limones
  • Aceite de girasol
  • Harina
  • Agua para la cocción
  • Sal

Limpiar las alcachofas con los tallos, retirar las hojas más duras y cortar las puntas.

Dividirlas en cuatro a lo largo, retirar las barbas y ponerlas en agua con el jugo de un limón para que no se ennegrezcan.

Escurrirlas, secarlas y enharinarlas.

Freírlas en una cazuela con aceite, colocarlas en una fuente con papel absorbente.

En una cazuela honda y ancha poner azúcar y dejar que se disuelva, añadir agua y el zumo de un Limón y miel.

Cocinar despacio y cuando empiece a espesar añadir las alcachofas, removerlas con cuidado para que no se rompan.

Servir calientes solas o como guarnición de otros platos.

J. M. Occhi - 2013 · 2019