• 500 g de polenta
  • 300 g de rabillo de cadera
  • 400 g de pollo
  • 1 cebolla
  • 2 dientes de ajo
  • 700 g de tomate triturado
  • 1 zanahoria
  • 1 vaso de vino tinto
  • ½ vaso de leche
  • 2 l agua para la cocción
  • Aceite de oliva
  • 1 cucharada de sal gruesa
  • Sal común

Pelar la cebolla, la zanahoria y el ajo y picarlos en mirepoix y sofreírlos en un poco de aceite.

Salar el rabillo y el pollo y trocearlos.

Añadirlo al sofrito y rehogar hasta que se doren.

Incorporar el vino, dejar que se evapore y añadir el tomate.

Salar, verter la leche y cocinar a fuego lento hasta que las carnes estén tiernas.

Calentar el agua, añadir la sal gruesa, el aceite y poco a poco la polenta.

Remover con una varilla hasta que se separe de las paredes.

Verterla en una fuente, poner encima la salsa con las carnes y servir caliente.

© J. M. Occhi - 2013 · 2018|