• 18 a 20 rabanitos
  • 90 ml de aceite de oliva
  • 60 ml aceite de girasol
  • 20 almendras crudas
  • ½ diente de ajo
  • Queso Parmesano rallado
  • Sal

Lavar y cortar los extremos de los rabanitos y trocearlos.

Poner todos los ingredientes salvo el queso en la batidora y triturar.

Añadir el queso hasta conseguir la crema deseada.

Conservar en la nevera hasta el momento de consumirlo.

© J. M. Occhi - 2013 · 2018|