• 600 g de pota
  • 2 huevos
  • Harina
  • Aceite de oliva
  • Sal
  • Acompañamiento
  • 2 tomates de ensalada
  • Aceite de oliva
  • Sal

Limpiar la pota y cortarla en tiras.

Batir los huevos con un poco de sal.

Pasar las rabas por la harina y el huevo.

Freírlas en una sartén con abundante aceite caliente.

Sacarlas y dejar que escurra el aceite sobre papel de cocina.

Pelar los tomates y cortarlos en rodajas.

Servir las rabas acompañadas de los tomates aliñados.

© J. M. Occhi - 2013 · 2018|